Tags:

Recomendable, "Pedacitos de mi", la poética del movimiento.



En este espacio de reseña y critica de nuestro teatro recomendamos obras significativas que se mantuvieron en cartel.
Fomento Amigos de Merlo Fomento Amigos de Merlo

Esta obra supo tener como referente a Laura Veiga antes de que Macarena Montivero haya sabido apropiársela con mucha cintura. Supongo que no es fácil tomar una obra tan fuertemente asociada a otras actrices, que requiere de un intenso trabajo de maceración e interpretación, desarmado y rearmado de la obra, y hacerlo con la frescura que Macarena ha logrado. Se observa mucho trabajo individual y grupal, que nos muestra el compromiso que la dirección de Veiga ha jugado en estos resultados tan agradables.49803056 789977808011545 4068203107354411008 n

Cuando pienso en “Pedacitos de mi”, no puedo dejar de sentirme conmovida por la transparencia y entrega con que el personaje nos hace partícipes de su proceso de crecimiento personal. Allí, en un pequeño espacio, aislado, contenedor, casi como si fuera un vientre que está cuidando este proceso de crecimiento, la actriz, en un vínculo fluido con textos, movimientos e hilos, va narrando mágicamente un perfil que cuestiona, buscando mas horizontes para seguir preguntando y explorando.

No es fácil llevar el monologo acompañado de movimientos "intrigantes", pero Macarena logra montarlo con una sensibilidad que nunca incomoda ni distrae al público. Es una de las situaciones que mas he disfrutado de la obra, pensar que las letras y palabras tienen asignadas, además de sonido, movimiento. Esta particularidad traslada la imaginación al interior de las palabras, permitiendo jugar a construir en esa escenografía minimalista,un mapa de las acciones, siempre  austeras y centralizadas, en un primer plano. El espectador es quien compone el contexto mayor.

Muy íntima, la obra trascurre y se mueve en una sólida dimensión poética, sin ubicación temporal, que ayuda al público a sumergirse en aguas profundas, que con un dejo onírico te mecen en el vaivén donde surgen las márgenes del personaje principal. Este personaje,  casi como un pescador, va tirando sus redes para tratar de no dejar de ser parte de un todo, por ser alguien.

Es importante tener presente que el público no deja de jugar a interpretar y tirar sus propias redes, sentir empatía y una confortable calidez causada por la maestría del trabajo de iluminación.

Hermosa, introspectiva y amigable, “Pedacitos de mi” es un momento que vale la pena regalarse.

Por Andreina

Comentarios
Escriba su opinión
Comentario (máx. 1.000 caracteres)*
   (*) Obligatorio
Más noticias en Cultura

En Amigos de Merlo, prácticamente su casa La compania "Saqueamuni-achura teatral, nos regala un rato de su obra cúspide

Desde la sociedad de Fomento Amigos de Merlo compartimos las próximas actividades